(Los audios en lengua Catalana son traducidos progresivamente al idioma Español)

lunes, 14 de noviembre de 2016

Aprendiendo a servir !

                                                             
                                                                 

(Traducción del Catalán al Español publicado en audio en el blog de la Sociedad Teosófica Rama Armonía el 25/01/15)

Reunión grupal en la Asociación de Amigos de la India de Barcelona, Catalunya (España) año 2000


Cuando el Alma nos impulsa a buscar al grupo con la intención de adquirir conocimientos que den respuesta a nuestras inquietudes espirituales, debemos saber que la finalidad de todo grupo esotérico es el Servicio. 

Cuando nos iniciamos en un grupo el estudio y la meditación son necesarios, de manera que al compartir la comprensión adquirida, las dudas o lo que pueda ir surgiendo, el grupo se vaya integrando, enriqueciendo espiritualmente y preparando para el servicio.
Cuando estemos preparados, (aunque generalmente al principio pensemos que no lo estamos), se nos presentará la oportunidad de servir sin que nos lo hayamos propuesto. No tengamos miedo a equivocarnos, pues siempre que se acerque a nosotros alguien que precisa de una orientación es porqué se la podemos dar, sino no sentiría esta necesidad de acercarse a nosotros.
Cuando buscamos al grupo con la intención de servir, estamos actuando como almas y a medida que el corazón individual y grupal se expande, empezamos a irradiar y al mismo tiempo nos hacemos magnéticos y este magnetismo es lo que atrae a quienes buscan orientación espiritual o ayuda de otra índole, aunque ellos no lo sepan. 
El centro cardíaco es (electro-magnético) porqué el magnetismo espiritual surge del corazón, al igual que la radiación y sea cual sea el Rayo al que pertenezcamos el Amor y la Compasión siempre deberán estar presentes en todo discípulo servidor. 

No se trata de decir a nadie como debe andar el camino sino únicamente señalar allí donde está la Luz. 
Cuando estemos preparados y nos llegue la oportunidad de servir, no nos detendremos a pensar en lo que hemos estudiado ni haremos lo que alguien más preparado que nosotros nos ha enseñado, sino que surgirá de nuestro interior y de  forma espontánea lo que es más necesario hacer o decir en aquel momento. Si se trata de alguien que nos pide consejo u orientación quizás no le daremos la respuesta que desea escuchar sino la que su alma necesita en aquel instante y aunque aparentemente no tenga relación con lo que se nos ha preguntado, podéis estar seguros que si existe verdadero amor en nuestro interior la respuesta surgirá  del corazón, no de los conocimientos adquiridos.  

Los estudios y el conocimiento son necesarios para poder llegar posteriormente a una comprensión profunda de los mismos hasta hallar el hilo de conexión con nuestro ser interno. Entonces podremos aplicarlos a la vida de servicio.

¿Como reaccionaríamos si llevando ya un tiempo en el grupo y teniendo bastantes conocimientos esotéricos un día nos pidieran con urgencia dar una conferencia esotérica al cabo de 1/2 hora para sustituir al conferenciante que se había puesto enfermo?.
Si no estábamos acostumbrados a hablar en público lo más normal es que nos entraría el pánico! el miedo a equivocarnos, a no saber que decir.
Inmediatamente recorreríamos a los conocimientos, esto es lo más prudente y normal que se acostumbra a hacer, pero cuando pertenecemos a un grupo esotérico que sirve y trabaja como un Alma, no se debería hablar a las mentes del auditorio sino a sus corazones. I para que esta conexión se produjera, el discípulo tendría que dejar hablar su corazón, sin miedos, de forma espontánea, de la misma forma como hablaría cuando se reune con el grupo.
Cuando existe Amor desaparece totalmente el miedo. ¿Porqué vivimos tan llenos de miedos, de temores? simplemente porqué no amamos! Esta es una realidad que tarde o temprano todos los discípulos descubren por propia experiencia.

Si poseemos consciencia grupal cuando uno de nosotros realiza un servicio la energía del grupo está con él, no es el discípulo el que sirve sino que es el grupo cuyo representante es quien da la conferencia.
La práctica de la meditación en un pensamiento simiente como podría ser por ejemplo; ¿que significa ser impersonal?
u otro pensamiento que queramos desarrollar, nos ayuda a centrar la mente en niveles cada vez más elevados y a profundizar en su significado. 
Esta es una forma de empezar una conferencia frente al público sin necesidad de preparación previa viene a ser como una meditación en voz alta.

El Maestro Tibetano nos da una invocación que todos quienes seguimos Sus enseñanzas conocemos y que por ser tan repetida la mayoría no le da la importancia que tiene en el desarrollo de la consciencia superior. No se trata de memorizarla ni repetirla diariamente sino de meditar a fondo su significado y empezar a aplicarlo a nuestras vidas.

Las tres frases finales  de la invocación a que me refiero son estas:

El olvido de uno mismo.

La Inofensividad 

La Palabra Correcta.

                                                                    Marta Parramon